¿Reducción de salarios de los funcionarios?

Consultores
12-mar-2009
2.047
0

Por Albert Calderó


Un periódico del extranjero (Le Monde, 9 de marzo de 2009) dice que diversos países europeos (del extranjero) han reducido o reducirán próximamente los salarios de los funcionarios, como una medida de solidaridad institucional frente a la crisis y para contribuir a cuadrar las cuentas públicas.

En Irlanda, y con la opinión en contra de los sindicatos, el primer ministro ha decidido una reducción salarial del 7%. Letonia ha aprobado una reducción del 15% , como una medida más dentro del plan de austeridad acordado con el Fondo Monetario Internacional y la Unión Europea. Hungría ha suprimido la 13ª paga de todos los funcionarios.
Rumanía adoptará medidas parecidas en el marco de sus acuerdos con el Fondo Monetario Internacional y sus países acreedores. Alemania, anticipándose a esta tendencia, mantuvo congelados todos los salarios del sector público durante dos años enteros, 2006 y 2007.

En Europa se considera que estos serán sólo los primeros casos de una oleada casi general de reducción salarial de los funcionarios. Jean Claude Trichet, presidente del Banco Central Europeo, en unas declaraciones que no han sido difundidas ni comentadas en España, ha hecho un llamamiento a los gobiernos a "proseguir políticas valientes en el gasto público, en particular en materia de salarios en el sector público?. Según Trichet, los países como Irlanda que han tenido una expansión rápida en los últimos años deberían reducir los salarios públicos con el fin de ganar competitividad.

Esta exigencia de las autoridades financieras mundiales está provocando que algunos gobiernos sean reticentes a pedirles apoyo, dada la gran capacidad de los funcionarios públicos de crear conflictos sociales. En Irlanda la manifestación en contra de la baja salarial reunió a 120.000 manifestantes, un récord en la historia del país, a pesar de que el déficit público va a llegar en torno al 10% este año. En Letonia el plan de austeridad ha provocado la caída del gobierno, después de violentas manifestaciones callejeras.

En España se ha generalizado la congelación de los sueldos de los cargos políticos, y se habla de congelar también los sueldos de los funcionarios mejor pagados, se habla de los que ganen más de 30.000 euros. Pero no parece que estas medidas prácticamente simbólicas puedan resolver los problemas presupuestarios. En Irlanda han adoptado las medidas comentadas cuando su índice de paro al final del 2008 estaba sólo en el 6,3%; en Letonia estaba en el 7,3% y en Hungría en el 7,9%. En España ya estábamos al final de 2008 en el 11,2% y desde entonces el paro ha subido otros tres puntos. En el sector público, y muy especialmente en los Ayuntamientos, el descenso de las previsiones de ingresos es brutal, y mayor cuanto mayor era la dependencia del sector inmobiliario.

Lo que es seguro es que son urgentes planes realistas de austeridad, y que la reducción salarial es tal vez el más doloroso recorte de gasto, aunque tal vez no sería el más injusto socialmente. Seamos realistas, sólo una reducción sensible del capítulo de gastos de personal permitirá en muchos casos alcanzar el equilibrio presupuestario, o al menos un déficit gestionable. Y hay que trabajar a fondo y con tiempo para conseguir la aceptación sindical de un plan de austeridad que imponga a los funcionarios al menos alguna parte de los sacrificios que toda la sociedad va a tener que hacer.

Comentarios



c/ València, 73, pral 1a 08015 Barcelona - Tel.: 901 100 032
Inscrita al Registre Mercantil de Barcelona, Volum 11303, Llibre 10108, Secció 2a, Foli 18, Full núm. 131675
© ESTRATEGIA LOCAL, SOCIETAT ANÒNIMA - CIF A-59108522